Sillas Plegables segunda mano: Todo lo que debes saber

segunda manod

Las sillas plegables tienen tantos usos que van desde poder colocarlas en el jardín o terraza hasta adquirir una para camping o los viajes a la playa. Este tipo de sillas es generalmente buscado por quienes se preocupan por tener cierto estilo en sus hogares y quienes quieren sillas fáciles de montar y de buena ventilación. Al momento de invertir en sillas plegables segunda mano hay que tomar en consideración otros detalles.

Estas sillas son fáciles de llevar, guardar y limpiar, cómodas, prácticas y completamente abatibles o con reposabrazos, las hay en tantos diseños y materiales que la elección de solo una puede resultar ser confusa. Al momento de invertir hay que saber realmente qué es lo que se necesita y cuál cumplirá con los requerimientos, sobre todo cuando estas son sillas de segunda mano.

plegables segunda mano

Es evidente que la variedad de opciones da cabida a que algunos no sean los más adecuados o tengan mala calidad, mal diseñados o más endebles, así que más adelante se leerá sobre cómo invertir en unas sillas que tengan buenos materiales, sean duraderas, portables y del peso y tamaño adecuados.

¿Cómo escoger sillas plegables segunda mano?

Condición de la silla

En vista de que son sillas de segunda mano se tiene que ver si el producto en cuestión está en buen estado. La mejor forma de asegurarse de esto es que se tengan fotos reales de la silla plegable y que se pueda ver cada lado de la misma. Algunas veces hay vendedores que usan imágenes publicitarias pero no son la opción más segura.

Es necesario verificar la reputación del vendedor y las valoraciones que ha obtenido de clientes pasados.

Para saber cómo escogerlas se debe pensar en que estas sillas por alguna u otra razón están siendo vendidas luego de un tiempo de uso, y aunque algunas están en perfecto estado, hay otras que tienen defectos en las patas o la tela (si es de ese material) está raída.

Tipo de la silla

Entre las opciones de sillas plegables segunda mano se encontrarán de jardín o interior y de playa o las de camping. Todas estas van a ser distintas en cuanto a sus características, mientras que las de interior o jardín suelen ser más pesadas y con diseños más elegantes, las de playa o camping son más livianas y con diseños todoterreno para que se puedan usar en el exterior sin que haya problemas.

Diseño

Dependiendo del tipo de sillas que se quieran comprar, estas deberán tener algunos detalles como cojines acolchados, reposacabezas, reposabrazos, sitios para colocar las bebidas, entre otros. Igualmente se presta atención a los colores pero lo importante es invertir en una acorde al lugar donde se va a usar, no se quiere una muy elegante si se va a usar para viajes en la playa ni una que no haga juego con la terraza.

Materiales

Generalmente están fabricadas de aluminio porque es un material resistente y liviano que se puede llevar a cualquier lugar, además se les puede tener en el exterior porque no se ven afectadas por el sol o la lluvia. En este aspecto, al igual que en los dos anteriores, depende enteramente de dónde se va a utilizar la silla plegable.

  • Plástico: son las más ligeras y fáciles de lavar, pero también son las más propensas a dañarse. Pueden usarse para soportar cierta cantidad de peso y para paseos al exterior.
  • Madera: son más resistentes y más livianas que las de metal, son las adecuadas para las terrazas porque sus diseños suelen ser los más elegantes. Sin embargo, no se recomienda que estén expuestas al agua por mucho tiempo o al sol porque pueden decolorarse.
  • Metal: en general son muy resistentes pero son más pesadas. Sus bisagras deben mantenerse suaves y manejables con la ayuda de un aceite lubricante.
La mejor forma de asegurarse de comprar la que mejor tiene relación en calidad y precio es realizando una comparativa de las opciones que hay y guiarse por la condición en que se encuentra la silla.

Portabilidad

Si bien las de tipo plegable pueden transportarse gracias a su estructura, ciertamente los materiales influyen en el peso y la facilidad en cuanto a su portabilidad. Si se piensan usar para la terraza, el jardín o para eventos en casa no habrá mucha importancia en este aspecto pero si se quieren para los viajes en familia habrá que considerar el peso de la silla y su tamaño.

Precios de sillas plegables segunda mano

Hay una cantidad enorme de opciones de compra en el mercado y la variedad de precio es infinita, cantidades que normalmente se relacionan con la calidad y el diseño del producto. Además de revisar las referencias sobre los precios de las sillas plegables estando nuevas, hay que realizar un estudio de mercado para escoger una con el precio justo.

Entre las opciones de compra hay sillas plegables baratas en menos de 5€ hechas de aluminio y tela que se pueden adaptar a viajes o paseos en familia, sea camping o ir a la playa. Estos modelos suelen ser sencillos, ligeros y los hay en varios diseños y colores. Igualmente se encontrarán sillas plegables ikea o las fabricadas con aluminio y plástico a precios mayores a 10€.

sillas segunda mano

Si por el contrario se está buscando este tipo de sillas para usarlas en el baño como ayuda para una persona con discapacidad o mayor, se pueden conseguir en precios que exceden los 15€. La disponibilidad es variada y por ellos se puede invertir en un pack de sillas que cuesta poco más de 50€, dependiendo de los materiales y cantidad de sillas, pues los hay más económicos o más costosos.

La oportunidad que se presenta para invertir en sillas de segunda mano es valiosa porque se puede ahorrar a comparación de los precios de productos nuevos y aun así tener sillas que cumplan con su función. Entre nuestras comparativas y reviews hay alternativas de sillas plegables baratas cuyos precios compiten con los de segunda mano.

Escrito por